María intercede en nuestro trabajo

En este mes de mayo vamos a estar desarrollando distintas temáticas en torno a nuestras Virgen María. Ella que es madre de Dios y madre nuestra, que intercede por nosotros y nos ama con gran dulzura, será el hilo conductor de los distintos especiales que desde la productora Amén Comunicaciones y Padre Carlos Yepes compartimos con ustedes.

María es la mujer de fe por excelencia, y hoy, en el internacional del trabajador, acudimos con fe a ella para que nos ayude a orar ante Dios por la dignidad de los empleos de tantas personas en el mundo. Por el anhelo profundo de tener la bendición de un trabajo en los hogares de quienes carecen de un sustento económico, y por imprimir pasión en los distintos frentes de las labores de quienes encaran todos los días el desafío de desempeñarse con amor.

Escucha la reflexión del padre Carlos Yepes en relación con este tema.

María nos acompaña en el camino de la vida y nos ayuda calibrar nuestras fuerzas para que todos los días encomendemos todo lo que hacemos en las manos providentes de Dios. No dudes confiar tu día a día en la presencia de María. Ella sabe gestionar, es bondadosa, diligente, sabe priorizar. Tiene mucho por enseñarnos para que a medida que trabajamos, confiemos en la obra de Dios que se realiza cuando ponemos al servicio nuestros talentos y carismas.

Que Dios bendiga las manos de todos quienes leen este mensaje y escuchan el video que amplia esta reflexión en este día. Que sus familias puedan experimentar el amor maternal de María y acogerla en el centro de su qué hacer diario para que pueda trascender para la gloria de Dios.

Deja un Comentario

Padre Carlos Yepes

El Padre Carlos Yepes es un sacerdote Colombiano reconocido por su labor evangelizadora en los medios de comunicación a través de los cuales hace:
Reflexiones diarias del evangelio (Palabra de Vida)
Reflexiones para vivir con sentido
Oraciones diarias

Fundación Amén Comunicaciones

Es una productora Católica, dedicada a la evangelización digital y de televisión.
Su misión es anunciar el evangelio de manera clara, sencilla y existencial al hombre de hoy, tan necesitado de un mensaje de sabiduría, paz y esperanza para su vida.